Actualmente vivimos en los tiempos de los remakes, de los homenajes y de las influencias. Decía el director de cine mexicano Guillermo del Toro, que en el cine ya todo está hecho, solo queda tomar cosas de aquí y de allá, para crear.

Es una realidad que no existe el arte autónomo, sino que todo está alimentado de lo anterior. Todo el cine actual está repleto de referencias y guiños a películas de culto. Uno de los directores que es un referente para muchos cineastas y creadores es Akira Kurosawa.

Este director japonés es uno de los más reconocidos en la historia del cine, dirigió películas como Rashomon en 1950, Yojimbo en 1961 y Dersu Azala- El cazador en 1975. Sin embargo su obra más admirada y representativa es Los Siete Samuráis, de 1954. Este filme ganó el óscar a la mejor película extranjera en 1956 y también ganó el festival de Venecia. 

Es decir, esta obra fue todo un acontecimiento cuando llegó a las salas de cine. Claude Mauriac, crítico de cine de Le Figaro Litteraire, comentó de la cinta, en aquellos años: “ Cambios de ritmo tan valientes. Y su poesía, con una elegancia de actitudes, unos paisajes acordes a la nobleza de los rostros, un sentido de la especificidad cinematográfica” .En la misma época el periódico Liberation, comentó: Una de las cumbres del cine espectáculo.Todo es excepcional, desde el desfile de los guerreros hasta la batalla final. Todo hace que el filme tenga un efecto excitante. Se sale de él extenuado y liberado”. 

Uno de los aspectos más importantes de esto,es que los testimonios sobre la relevancia de la obra de Kurosawa ha sobrevivido al paso del tiempo. Los Siete Samuráis es la película cumbre en la trayectoria de Kurosawa, y ésta ya es una fórmula que se ha repetido en diferentes dramas. Los filmes de Kurosawa son parte del mainstream en el cine. Incluso puede que sin conocer la obra de Kurosawa, ya hayas visto algunas de sus películas. 

Películas que homenajean a Kurosawa

El germen de Kurosawa está regado por todas partes. Por ejemplo, una de las muestras más representativas es Bichos, película de 1998 dirigida por Andrew Stanton, que tomó el argumento de Los Siete Samuráis y basó su libreto en un pueblo saqueado por un grupo de forajidos, y que a lo largo de la película buscarán guerreros para defender al pueblo. 

Otro ejemplo es The Mandalorian. En un inicio hay que comentar que el universo de Star Wars no sería el mismo sin la influencia de Akira Kurosawa. En la serie de The Mandalorian en el capítulo 4, dirigido por Bryce Dallas Howard, también se retoma la esencia de Los Siete Samuráis. Yojimbo es otra película de Kurosawa que fue retomada por The Mandalorian, en el episodio 5 de la temporada 2. 

Otra película que debemos mencionar es For a Few Dollars More, que retomó a Yojimbo. Esta película se convirtió en un clásico del western, fue considerado un remake no oficial de la película de Kurosawa. 

Seven Samurais, Akira Kurosawa

Last Man Standing de 1996 de Walter Hill, también está inspirada en Yojimbo. Incluso la sombra de Kurosawa también alcanzó a Biutiful, del director mexicanos Alejandro Iñárritu. Desde luego también debemos mencionar a Quentin Tarantino y a Kill Bill como una obra inspirada casi en su totalidad a partir de la obra de Kurosawa.

The Magnificent Seven también representa toda una referencia a Seven Samurais, y finalmente a esta lista podemos agregar a El Señor de los Anillos, Matrix, Django y Mad Max: Fury Road. Akira Kurosawa también ha sido fuente de inspiración en videojuegos, como «Ghost of Tsushima», que tiene una modalidad de juego llamado Akira Kurosawa, que homenajea al director.

Te recomendamos: