El cyberpunk está de regreso

El Cyberpunk no es ficción, es destino.
La distopía Cyberpunk es mas cercana de lo que parece, de todas las distopías tecnológicas es la más próxima por sus condiciones materiales y políticas: el Cyberpunk es una distopía capitalista.
Las ideas políticas y económicas del Capitalismo son una parte fundamental del Cyberpunk, hasta el grado en que Frederic Jameson definió el movimiento como la expresión literaria suprema del capitalismo tardío, en la que se muestra la realidad de las corporaciones transnacionales y su paranoia global. En este sentido, el Cyberpunk es un escenario inherente a las sociedades capitalizadas, es la distopía que marca el destino de la civilización.
En los últimos años hemos visto un reavivamiento del cyberpunk: videojuegos, música, películas, literatura. Bad Bunny, Raw Alejandro, Arca, Zevdaliza, Kanye West, Tainy, entre otrxs, han explorado la estética cyberpunk. ¿Qué nos dice esto acerca de la época que vivimos?
Esta añoranza por la estética cyberpunk ochentera nos hace pensar en la imposibilidad civilizatoria de imaginar otros futuros posibles al margen de la distopía y el capital. Para Mark Fisher vivimos sumergidos en la nostalgia porque nuestra imaginación política está más frustrada que nunca, por eso volteamos siempre al pasado.
Quizás el cyberpunk se ha vuelto uno de los recursos estéticos más dominantes en la actualidad por nuestra incapacidad de imaginar futuros alternativos, más prósperos y deseables, donde el sistema predominante no sea el capitalismo.
Por otra parte, la desigualdad social, la emergencia ambiental, la inteligencia artificial y sus peligros, la hipercapitalizanción y el poder desmedido de las industrias transnacionales nos recuerdan que estamos alcanzando aquello que solo imaginábamos en la ficción. El cyberpunk ha dejado de ser ficción y se ha convertido en destino.
Sin embargo, no debemos olvidar que las narrativas cyberpunk también son emancipadoras. A pesar del desastre y habernos cargado al planeta, el antihéroe cyberpunk siempre busca derrocar el poder siniestro de las corporaciones transnacionales, perforando el Capital y su orden.
No esperemos que la distopía se haga realidad.

“Debí esperar afuera de la galería a que mi amigo llegara para entrar con él” giraba por mi cabeza mientras formaba parte, …

No les voy a mentir, el proyecto musical de Danny Flow resultaba muuuy atractivo ¿por qué? Porque después de tanto Reguetón/Pop, necesitábamos …